Declaración de Apoyo a los Trabajadores en el Aeropuerto de Estambul por parte de la Conferencia Regional Europea de la ICM

19 December 2018 08:12


Esta es una declaración de la Conferencia Regional Europea de la ICM en apoyo a los trabajadores en el aeropuerto de Estambul.

En septiembre de 2018, miles de trabajadores de la construcción se declararon en huelga a causa de sus condiciones de trabajo en la construcción del aeropuerto de Estambul.

En ese momento, la ICM emitió una declaración en apoyo a estos trabajadores. La declaración fue apoyada por otros afiliados de la ICM en Europa. Además, la ICM envió una carta a los siete contratistas principales responsables del proyecto de construcción, así como al Ministro de Transporte e Infraestructura. Hasta la fecha no hemos recibido respuesta.

Mientras la ICM celebra su Conferencia Regional Europea en Adana, Turquía, de igual manera reafirma su apoyo a los trabajadores en el aeropuerto de Estambul. Actualmente el aeropuerto está abierto; sin embargo, se estima que la construcción continuará por otros cinco años.

La ICM reitera la necesidad de garantizar condiciones de salud y seguridad que estén acordes con los estándares internacionales relacionados con este tema. Esto es particularmente crítico, ya que hasta la fecha, oficialmente, cincuenta y dos trabajadores han muerto y cientos más han resultado heridos.

Al reconocer que 22,000 de los 26,000 trabajadores de la construcción están contratados por alrededor de 500 subcontratistas, la ICM exige que se respete el derecho de los trabajadores subcontratados a organizarse y, lo que es más importante, a estar cubiertos por el actual Convenio Colectivo de YOL-IS.

El 5 de diciembre del 2018, todos los trabajadores encarcelados por su participación en las protestas fueron puestos en libertad en la primera audiencia de su juicio, después de haber estado encarcelados durante más de dos meses. La ICM reitera su llamado a que cese cualquier represión contra los trabajadores y se asegure que no serán incluidos en lista negra.

La ICM continuará monitoreando la situación y brindará el apoyo necesario y solidario para garantizar que se respeten los derechos laborales y humanos de todos los obreros que trabajan en el sitio de construcción del Aeropuerto de Estambul.